Blogia
Periodismo Digital

Periodismo

Está pasando lo estás viendo

"Está pasando, lo estás viendo" es un eslogan que utiliza hace algunos años Canal N, la emisora de noticias por cable propiedad del grupo El Comercio. Ahora, la misma frase es usada por el flamante canal CNN Chile, que inició sus transmisiones este mes de diciembre. ¿Copia intencionada o casualidad?.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

La portátil de Obama

La portátil de Obama


Barack Obama también tiene su "portátil", nombre que en el Perú se utiliza para señalar al grupo de simpatizantes de un político o autoridad que lo aplauden en los mítines.

Armando Canchanya, enviado especial de RPP a Estados Unidos, relató a Periodista Digital que son unas 50 personas que, carteles en mano, son colocadas en un estrado cercano al candidato para que expresen continuas arengas y vivas a Obama.

La diferencia básica es que en Estados Unidos, este grupo está plenamente reconocido como seguidores de Obama, mientras que en Perú, los miembros de "la portátil" no se identifican como tal, sino que supuestamente son personas espontáneas que viven en la zona que visita el político o candidato.

Antena 1, Una gran antena para un gran país

Antena 1, Una gran antena para un gran país

(1995: El entonces candidato presidencial por Unión por el Perú, embajador Javier Pérez de Cuéllar fue entrevistado en Antena 1. De izquierda a derecha: Lizardo Cauzo, jefe de informaciones de la noche;  Marcela Temple de Pérez de Cuellar,  el padre Pablo Larrán, conductor del espacio De persona a persona; Javiér Pérez de Cuellar, Fanny Castro y José Hernández Cahua, coordinador general de Antena 1)

Por: Roberto N. Silva Rodríguez

 

En los cinco años que estuvo al aire Antena 1, pasó por diferentes etapas con el objetivo de convertirse en una alternativa informativa principalmente en la capital. Fue, como decía su eslogan Una gran antena para un gran país.

 

Antena 1 contaba con emisoras en Lima (90,5 FM y 1470 AM), Trujillo (107,5 FM y 830 AM), Chimbote (103,5 FM y 1530 AM) y Huancayo (103,1 FM y 830 AM), aunque no transmitían en simultáneo por falta de satélite. En 1994 hubo rumores de una posible fusión con una cadena musical propiedad de un empresario norteño, lo que le hubiera permitido llegar con la misma señal a todo el país, sin embargo nunca se concretó.

 

La directora de noticias fue Cecilia Laca. En 1992 había dejado la emisora y sus responsabilidades fueron asumidas inicialmente en forma coordinada por José Luis Hernández Cahua, Javier Gutiérrez Caballero y César Saenz. Posteriormente, José Hernández es designado coordinador general de los contenidos noticiosos.

 

En 1992, la programación de Antena 1 se iniciaba a las 5 a.m. con un programa agrario. A las 6 a.m. comenzaba la primera edición del noticiario Testigo de la Noticia, hasta las 8 a.m. A continuación estaba el programa de entrevistas Diálogo Abierto y luego el espacio Ahora, magazine de actualidad de Zenaida Solis. Al mediodía, el programa de música criolla Galas del Criollismo, con Fernando Galas, y a la 1 pm la segunda edición de Testigo de la Noticia.

 

Emilio Laferranderie, conocido como El Veco, tenía en la tarde una hora de programa, cuyo contenido era básicamente comentarios, la revisión de informaciones deportivas del exterior y alguna que otra entrevista. Era el espacio con mayor contenido publicitario de la emisora.

 

El conocido sacerdote de la orden de San Agustín, Pablo Larrán también tenía su espacio en la tardes, De Persona a Persona, en el que abordaba todo tipo de temas con diversos invitados, entre ellos se recuerda en forma especial al ex secretario general e la ONU y ex candidato presidencial Javier Pérez de Cuellar, entrevistado en plena campaña electoral de 1995.

 

Al final de la tarde, se emitía la tercera edición del noticiario Testigo de la Noticia, más tarde el programa deportivo y en la noche un programa de música romántica hasta la 1 a.m. que cerraba sus transmisiones. En los inicios, la programación nocturna estaba a cargo de un magazine de Humberto Vílchez Vera, conocido animador de programas de televisión quien se dedicaba a pedir dinero para la publicación de libro y que fue víctima de las bromas de Jaime Bayly, quien tenía a la misma hora un programa en América Televisión y llamaba a personajes de la farándula.

 

Los fines de semanas, la programación se completaba con transmisiones deportivas, musicales (el programa más longevo es Salsa Picante, de Roy Rivasplata, que continúa en la actualidad en CPN) y los noticiarios. Un programa muy interesante era Conversando en la Hacienda, que reunía en un hotel miraflorino a los protagonistas de los sucesos de la semana, pero no sólo para hablar de la actualidad, sino de temas variados. Se transmitía los domingos en la mañana.

 

En una oportunidad, se modificó el estilo informativo de Antena 1 contratando a Víctor Cánepa, periodista proveniente de Radio Libertad y que utilizaba el estilo del radioperiódico, con la lectura de los diferentes diarios a los que agregaba su comentario. Su paso fue fugaz.

 

Un poco más prolongada fue la presencia –de octubre a diciembre de 1993- de Guillermo Giacosa, comunicador argentino que asumió la dirección general y modificó los contenidos. Su estilo es más coloquial que informativo y lo intentó imprimir en la programación, eliminando casi los noticiarios para reemplazarlos por programas hablados. El cambio se realizó tras un supuesto estudio de mercado en el que se proponía una modificación del formato de radio noticiosa a radio revista, algo que no estaba muy claro qué significaba.

 

Así, de 6 a 8 a.m. se emitía Informalmente Informando, a cargo de Giacosa, de 8 a 9 a.m. seguía Diálogo Abierto y de 9 a 11 a.m. Ahora, con Zenaida Solís. Otros espacios eran Punto y Coma, con Guillermo Vera; Informalísimo, otra vez con Giacosa, el espacio de El Veco en la noche y musicales.

 

Un cambio singular, sin embargo, fue la creación de un resumen informativo de las 9 a 10 de la noche, algo totalmente diferente ya que en esa época los últimos noticiarios de la radio eran emitidos a las 6 p.m., dejando la noche para los deportes y programas de entrevistas variadas. El desarrollo del programa estuvo a cargo de José Hernández y contó con la participación de periodistas como Cecilia Pacheco, Ricardo Alva, Lizardo Cauzo, Juan López, Fanny Curay, Graciela Villanueva y Roberto Silva.

 

Pero además del horario inusual, la característica principal de la nueva edición de Testigo de la Noticia fue la forma de elaborar el contenido informativo. Cada tema era abordado en forma completa, relatando el tema de actualidad, el contexto, las reacciones y los antecedentes. Aunque esa es la forma en la que actualmente se desarrollan los informativos radiales, en esa época más bien se utilizaban notas cortas y descontextualizadas.

 

La nueva programación no obtuvo los resultados esperados tal vez porque no era un producto articulado, sino una mezcla entre la propuesta de un estudio de mercado y las ideas de Giacosa. Además, hubo diferencias entre el director y los conductores de algunos programas. En diciembre de 1993, se volvieron a emitir los noticiarios pero en forma reducida en comparación a los contenidos antes de los cambios.

 

En octubre de 1994 asume la dirección el periodista Vidal Silva, quien realizó algunos cambios menores. En 1995, la situación económica de la emisora era crítica, recortando todos los gastos. El último gran esfuerzo informativo fue la cobertura de las elecciones generales de ese año. El 31 de agosto de 1995 se emite por última vez el noticiario Testigo de la Noticia. El día siguiente Jorge “Coco” Giles asume el control de la programación ahora salsera de lo que llamó La nueva Antena 1. El diario La República informó al respecto: “una de las radio con mayor calidad en programación periodística y con espacios musicales especializados cambiará de giro”. El periódico resaltó que en algunos casos Antena 1 fue superior a Radioprogramas ya que junto a la noticia se brindaba el comentario polémico.

(Un adicional: Como indiqué en el anterior artículo, en noviembre de 1995, el propietario de Antena 1, Lelio Balarezo busca a un periodista que prepare una programación noticiosa para ser transmitida en amplitud modulada, responsabilizándose quien acepte de los costos de personal. Zenaida Solís asumió la dirección y algunos periodistas que laboraron en la etapa anterior retornan a la emisora. En abril de 1996, Jorge Giles se retira de Antena 1 FM y dos meses después es inaugurada Cadena Peruana de Noticias - CPN).

Antena 1, Testigo de la Noticia

Antena 1, Testigo de la Noticia

Por Roberto N. Silva Rodríguez

Un día como hoy, el 31 de octubre de 1990, comenzó sus transmisiones Antena 1 Radio, una estación que durante cinco años se convirtió en una alternativa informativa y que en momentos duros para la democracia peruana fue la única opción noticiosa.

Con Cecilia Laca como directora de noticias, la nueva empresa se preparó para salir en un mercado donde el líder indiscutible era Radioprogramas del Perú. Entre los periodistas que formaron parte del equipo se encontraba José Luis Hernández Cahua, quien se convirtió en coordinador general y productor de la emisora. También Lizardo Cauzo, Ricardo Alva, Cecilia Pacheco, Juan López, Fanny Curay, Graciela Villanueva, Danitza Palomino, Italo Quispe, Débora Diez, Guillermo González Navarrete, Ingrid Bolognesi, César Saenz y Alicia Morales, entre otros. Desde 1992 hasta 1995 laboré también en Antena 1 y fue una experiencia profesional productiva y enriquecedora.

Antena 1 estaba organizada bajo el nombre de Emisoras Populares S.A., como empresa propietaria de los equipos de transmisión, mientras que el personal (incluídos los periodistas) trabajaban para Balpro S.A (Balarezo Producciones). El propietario era Lelio Balarezo Young, empresario del sector construcción (en la actualidad es presidente de la Cámara Peruana de la Construcción). 

Antena 1 contaba vehículos propios para la cobertura de noticias. Los teléfonos celulares aún no estaban muy difundidos y además su costo era muy alto, por eso Antena 1 utilizada equipos de Marti Electronics para las transmisiones de sus reporteros. Era necesario utilizar una pequeña antena, colocarla sobre la unidad móvil y direccionarla hacia los estudios en Paseo de la República 3662, San Isidro, pero la calidad de emisión era muy superior a la que puede dar en la actualidad cualquier celular. El eslogan de la emisora fue "Testigo de la Noticia".

Los inicios tuvieron algunos tropiezos. La frecuencia en la frecuencia modulada en Lima era 90,5 mhz. y los propietarios de Onda Popular reclamaron que les pertenecía. En algún momento, Antena 1 y Onda Popular emitían en simultáneo, originando interferencias entre las dos, hasta que el Ministerio de Transportes decidió incautar los equipos de la segunda.

(Se puede anotar que Onda Popular alquiló su frecuencia en la amplitud modulada y apareció Radio Red, que tuvo un paso fugaz en el campo de las radioemisoras informativas).

Pero el tropiezo mayor fue la leyenda urbana que se originó sobre Antena 1 y que señalaba que la emisora era propiedad de Alan García, quien había dejado el poder en julio de 1990 y buscaba mantener una presencia política a través de los medios, entre ellos supuestamente la nueva emisora.

El 5 de abril de 1992 fue uno de los momentos más importantes de Antena 1. Esa noche Alberto Fujimori anuncia su autogolpe, cierra el Congreso, toma control del Poder Judicial y con apoyo militar ocupa las instalaciones de diversos medios de comunicación. Antena 1 no estuvo en ese grupo y por eso pudo emitir entrevistas a políticos de oposición, mientras que los canales de televisión y otras radios sólo podían repetir el mensaje de Fujimori.

El gobierno recién se da cuenta de la omisión a su censura la tarde del lunes 6 de abril. Cuando se emitía el programa "La Hora Cinco", a las 17:00 horas, un contigente militar ingresó a la fuerza a los estudios, buscó el control central y bajo amenaza ordenó la suspensión de transmisiones.

Uno de los periodistas que se encontraba en la cabina señaló que no hicieron caso a los militares y transmitían al aire lo que ocurría. Los soldados ingresaron a la cabina y buscaban los puntos de conexión. La fuerza bruta se impuso, la emisión fue suspendida y los periodistas fueron desalojados.

Sólo días después, Antena 1 pudo reanudar sus transmisiones y continuaron informando todo lo que sucedía en el país.

Aunque Antena 1 era una emisora reconocida, nunca logró alcanzar los índices de sintonía de RPP y los anunciantes fueron insuficientes para cubrir los costos. En 1995, Lelio Balarezo decide cambiar de programación, despide a todos los periodistas y emite música salsa en los 90,5 FM.,  bajo la dirección Jorge "Coco" Giles, locutor que salió de las filas de Radiomar y que actualmente es alcalde de la provincia de Huánuco. Meses después, reaparece Antena 1 como emisora informativa pero en los 1470 de la amplitud modulada, bajo al dirección de Zenaida Solis.

El rubro musical no dio los resultados esperados y Lelio Balarezo vende en 1996 la empresa al grupo Galsky (de Isaac Galsky Yacher, en ese momento importante industrial del sector pesquero). Los nuevos dueños crean Cadena Peruana de Noticias (CPN), emisora totalmente distinta que es inaugurada oficialmente el 11 de junio de 1996 bajo la dirección periodística de Gilberto Hume. CPN pasó luego a manos de Manuel Romero Caro (propietario del diario Gestión) y el 2008 a poder de los hermanos Augusto y José Antonio Baertl, empresarios mineros. Esa ya es otra historia.

 

 

 

 

 

 

Magaly Medina pasa primera noche en penal

Magaly Medina pasa primera noche en penal

Magaly Medina, llamada por las agencias de noticias como "la implacable reina de la cámara oculta y el acecho televisivo", pasó su primera noche en el penal de mujeres de Chorrillos, al sur de Lima, condenada a cinco meses de prisión efectiva por difamación en el caso iniciado por el futbolista Paolo Guerrero.

Ney guerrero, productor del programa Magaly TV, fue internado en el penal para reos primarios de Lima, ex San Jorge, sentenciado a tres meses de cárcel por el mismo caso.

Tras recibir la condena, Magaly Medina señaló que es una cortina de humo ante las denuncias de corrupción que involucran a Rómulo León y a funcionarios del gobierno aprista... 

Magaly Medina fue denunciada por Paolo Guerrero

En noviembre de 2007, tanto el programa de televisión como la revista que dirige Magaly Medina denunciaron que Paolo Guerrero abandonó la concentración de la selección peruana en un hotel de surco en vísperas de un partido frente a brasil para salir hasta la madrugada en compañía de una joven modelo (escuche el audio).

Nace FM Capital, una nueva emisora de Lima

Desde las 6 de la mañana de hoy, lunes 13 de octubre de 2008, apareció en el dial FM Capital, la nueva emisora del Grupo RPP, en los 96,7 la antigua frecuencia de Radio Corazón. Los primeros conductores fueron Claudia Cisneros y Phillip Butters.

Asimismo, estarán Rosa María Palacios, Magaly Medina y Carlos Tafur. La radio es dirigida por Jesús Miguel Calderón y entre los productores se encuentra José Luis Hernández.

 

Feliz Día del Periodista

Feliz Día del Periodista

A todos los colegas del Perú, en especial a los que viven el día a día la profesión, muchas veces mal pagados o con la esperanza de que algún día cumplan con abonarles sus sueldos, un saludo especial por el Día del Periodista.

La fecha fue instituida en recuerdo de la aparición del Diario de Lima, el primer cotidiano de la capital, el 1 de octubre de 1790. El editor fue el español Jaime Bausate y Meza.

Radioprogramas del Perú cumple 45 años

Radioprogramas del Perú cumple 45 años

Radioprogramas del Perú, emisora hoy conocida simplemente como RPP, cumple este 7 de octubre 45 años de inicio de transmisiones. Desde la niñez, escuché esta emisora que cubría las informaciones "Directo en directo", y contaba con voces inconfundibles en las diferentes ediciones de su noticiario "La Rotativa del Aire".

 

 

Periodistas de Panamericana TV no laboran por falta de pago

Periodistas de Panamericana TV no laboran por falta de pago

El noticiario de 24 horas salió anoche, 21 de agosto del 2007, con una edición llamada "especial" en la que sólo participó el director de informaciones, Alejandro Guerrero. La causa fue la decisión de los periodistas de la estación de no trabajar en protesta por la reiterada falta de pago de sus haberes.

Esta vez, los reporteros, redactores, editores del noticiario vieron colmada su paciencia ya que, luego de una semana de labor cubriendo en medio de precarias condiciones los sucesos tras el terremoto, fueron informados de que no se les pagaría la quincena.

Guerrero, en la hora de informativo, hizo largos comentarios, emitió reportajes realizados por él mismo y llenó como pudo los 60 minutos con una entrevista. A su espalda, estaba la sala de prensa vacía, con las computadoras que sólo mostraban el logo del canal.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Luces y sombras del periodismo tras el terremoto

Hay que reconocer que los medios de comunicación cumplieron con informar con prontitud la magnitud del terremoto que destruyó ciudades del llamado "sur chico" del Perú. Mientras que el presidente Alan García afirmaba que no habían víctimas, la radio (RPP, la única cadena noticiosa que transmitìa en ese momento), las estaciones de televisión y los sitios web ya informaban del desplome de decenas de viviendas y de centenares de atrapados.

Pero, conforme pasan los días, se ha llegado a un nivel de saturación noticiosa, originada por el enfoque que utiliza la televisión para informar desde el lugar de la tragedia. Los reporteros de televisión buscan a quien llora más, y su camarógrafo -casi como un acto reflejo- acerca con el zoom el rostro para ver con más claridad cada gota del llanto. De alguna manera es un uso sádico del dolor de quien lo perdió todo.

No es el objetivo ocultar lo que ocurre en Pisco, Ica, Chincha, Cañete y las otras localidades afectadas, sino dejar el camino fácil de sólo mostrar los rostros llorosos. Volver a repetir una y otra vez las escenas de desesperación durante el terremoto es otro recurso del productor al que le falta iniciativa.

Hay que señalar ademas cuán pernicioso es mantener sólo imágenes de ansiedad. Un documento de la Cruz Roja advierte que los mensajes o imágenes que aparecen en televisión asustan y causan la reaparición de problemas relacionados con el estrés. Además, cualquier persona que ve la cobertura sobre el desastre puede convertirse en lo que se denomina una “víctima secundaria” y puede sufrir problemas emocionales y físicos. Por eso, recomienda no dejar que los niños vean la cobertura del desastre en las noticias.

Investigar si es efectiva o no la distribución de ayuda, si todos han sido atendidos, profundizar en las denuncias de almacenaje de víveres cuando muchas personas afirman que siguen desamparados, podría ser ahora la misión de los medios de comunicación. 

 

Lima y el interior del país tras las elecciones

Lima y el interior del país tras las elecciones

Luego del resultado de la segunda vuelta, se evidencia el peso que tiene Lima, con sus siete millones de habitantes, en una contienda electoral. A pesar de que Ollanta Humala ganó en 15 departamentos del país, al final el vencedor fue Alan García gracias a los votos recibidos en la capital.

Ahora, ¿cómo se sienten los pobladores de los 15 departamentos que votaron mayoritariamente por Ollanta Humala?. De alguna manera, considerarán que la capital les robó la elección, en forma figurativa, ya que nadie (salvo Humala y algunos extremistas) cree que hubo fraude. Lo que sí se evidencia es que hay dos formas de ver distintas, una de Lima y otra del interior del país.

Buscar acercamientos entre la capital y el interior del país será difícil, y es la principal tarea que tendrá el próximo gobierno. De alguna manera, al aceptar la población de provincias los resultados, está dando una oportunidad a la nueva administración de Alan García, quien no puede darse el lujo de fallar esta vez.

El papel de los medios de comunicación en el proceso electoral

La mayoría de medios de comunicación han demostrado otra vez que no se conforman con informar en un proceso electoral sino que, además, consideran necesario dirigir o -si se quiere- torcer la voluntad de los electores. Más allá de las simpatías o antipatías que pueda originar Ollanta Humala, es claro que la mayoría de medios -en especial la televisión- ha expresado claramente su posición en contra de la candidatura del representante de UPP.

Aunque es legítimo que cada institución y persona tenga su posición, no lo es pretender cubrirse con una supuesta objetividad y en la realidad manipular la información en favor de uno de los candidatos. En esta campaña, con tal de evitar el triunfo de Humala Tasso, se apoyó primero a Lourdes Flores y luego a Alan García, sin ser honestos para reconocer eso.

El periodismo de Pucallpa ya tiene quien le escriba

El periodismo de Pucallpa ya tiene quien le escriba Mucho se ha hablado sobre el periodismo de Lima (Perú), a través de libros de historia y ediciones conmemorativas de los diarios y revistas. Pero el panorama de la prensa en provincias es distinto. La investigación sobre los diarios de las ciudades del interior del país es casi nula.

Pero esto comienza a cambiar, gracias a la iniciativa de periodistas como James Matos Tuesta, comunicador social de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, quien ha presentado su libro Apuntes para una historia de la prensa en Pucallpa (1945-1980), que abre trocha en un camino inexplorado hasta el momento.

Realizar la investigación no ha sido fácil, principalmente por la desidia de las autoridades de Pucallpa que cometieron el crimen de eliminar la única colección de publicaciones que existía. Estos individuos nunca han entendido que parte de su historia estaba escrita en esas hojas amarillentas que ya no existen.

Es un orgullo personal haber contribuido en alguna forma con la investigación de James Matos Tuesta, a quien felicito por no dejarse vencer ante la indiferencia de quienes sólo viven para sí y nunca dejaran huella como sí lo hace el buen amigo.

Cautela en los medios de comunicación estadounidenses

No quieren volver a cometer errores. La cobertura electoral en la televisión estadounidense será hoy la de "la noche de la gran cautela", debido al cuidado que han anunciado que pondrán todos los medios en un velada de la que dudan que salga un claro ganador.

Como resumió el veterano periodista estadounidense Walter Cronkite, la cobertura de este 2 de noviembre "es una de las tareas más complicadas que hemos tenido en mucho tiempo".

"De lo único que no tengo duda es de que no podremos conocer el resultado de estas elecciones (en la misma noche)", agregó Cronkite en una entrevista con la cadena CNN.

El resto de los profesionales coinciden con su opinión, preparados para un despliegue donde la única certeza es la cautela que pondrán en su trabajo.

Será la noche de la información más contrastada, donde las cadenas han prometido comparar sus resultados una y otra vez a lo largo de una cobertura de al menos siete horas de información continua y en directo.

Peter Jennings estará con ABC, Dan Rather en CBS y Tom Brokaw con NBC en una retransmisión que se espera pueda prolongarse a lo largo de toda la noche hasta bien entrado el día 3 de noviembre.

El deseo es evitar un patinazo como el de los últimos comicios, cuando en menos de una hora informaron de forma precipitada de la victoria del ex vicepresidente Al Gore en Florida, estado que luego dieron a George W. Bush hasta dejarlo en tablas.

Como resume hoy la revista "Variety", todas las cadenas quieren evitar la vergüenza de tener que explicar sus errores ante el Congreso como tuvieron que hacer en 2000.

Para evitar errores, las cadenas han anunciado que no hablarán de ninguna posible victoria en un estado hasta que no se produzca el cierre de los colegios electorales en ese lugar.

Las principales cadenas informativas de Estados Unidos han creado este año el "Pool" Electoral Nacional, que seguirá utilizando las proyecciones de voto a pie de urna.

Pero esta información estará contrastada con el resultado de las encuestas de intención de voto que se han realizado durante la pasada semana para conocer el destino del voto por correo.

Además, la mayor parte de las cadenas ha indicado el deseo de esperar a los resultados de la primera hora de recuento tras el cierre de los colegios electorales, cuando se recibirán datos más fiables, basados en un pequeño porcentaje de votos ya tabulados.

En el caso de ABC, la cadena ha anunciado que además de todas estas precauciones no piensa ofrecer el nombre de un ganador si el margen de victoria estimado es menor que un 1 por ciento.

La NBC mantendrá a sus analistas electorales aislados de los datos que puedan dar otras cadenas para evitar que la rivalidad provoque cometer errores.

Y en el caso de CBS, la cadena ha prometido que explicará a sus espectadores el funcionamiento de su mesa de decisiones.

"Queremos que quede muy claro de dónde viene cada una de nuestras informaciones para que no se piensen que salen de una bola de cristal", declaró Kathleen Frankovic en nombre de la CBS.

Buenas intenciones que están reñidas con el escándalo vivido en CBS durante esta campaña cuando la cadena difundió un informe sobre el presidente George W. Bush del que tuvo que retractarse.

Mientras CBS y ABC realizarán su cobertura desde sus estudios habituales, la cadena NBC ha situado su centro de operaciones en un podio frente al Centro Rockefeller, en Nueva York.

En el caso de CNN, la cadena de cable ofrecerá su información desde el centro Nasdaq, dedicado a la información bursátil en Times Square, donde hará uso de 96 pantallas de vídeo.

Catorce años en el periodismo


Hace 14 años, un estudiante de Comunicación Social ingresó por primera vez al diario El Peruano a buscar prácticas. De ese 26 de octubre de 1990 han transcurrido 5114 días y es muy difícil hacer un balance.


En 1990 era alumno del cuarto semestre de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Frente al jefe de informaciones, una mole robusta y barbuda, me sentí intimidado. Lo único que nos vinculaba era nuestra Alma Mater, nada más; su primera impresión fue no tenía "pinta" para ser periodista.


La profesión de periodista y en especial de reportero ha sido vinculada a una serie de características personales, entre ellas la extroversión, el carisma y cierto grado de frescura (conchudez, dirían algunos). De éstas, no creo poseer alguna.


Pero tenía que seguir. Aún recuerdo una noche tras salir de la redacción y luego de varias semanas de notas rechazadas por faltas de redacción, caminaba por la avenida Alfonso Ugarte y luego de Guzmán Blanco, en el centro de Lima, preguntándome si había hecho la elección correcta, si tenía "pasta" para ser periodista. Esa noche tenía la intención de echar todo por la borda y comenzar de nuevo; pero no lo hice. ¿Por qué?, no lo sé, tal vez confianza interna de un cambio o quizás el convencimiento de que si me acobardaba en ese momento, toda la vida me arrepentiría.


Lo único que sé es que seguí adelante, las cosas comenzaron a mejorar, lentamente; mis informaciones comenzaron a ser publicadas y dentro del grupo de practicantes que ingresaron al diario, fui el primero en ser contratado.


Pero no todo fue positivo. También viví personalmente la precariedad laboral del periodista. De pronto, podías perder el trabajo, por cuestiones laborales e ideológicas. En mi caso, las diferencias comenzaron cuando Fujimori ejecutó su autogolpe el 5 de abril de 1992 y en la noche siguiente, durante un acto en Palacio de Gobierno, encontré a un profesor y le pregunté qué hacía apoyando a una dictadura. Desde ese momento, las cosas cambiaron, me sacaron de área de política y luego no me renovaron contrato.


Volví a comenzar de cero, nuevamente como prácticamente sin sueldo en una emisora de radio que ya no existe: Antena 1, radio. Ahí, encontré satisfacciones personales y un gran grupo de amigos, aunque la situación económica era precaria.


Por eso, tuve que buscar nuevos rumbos y terminé en RPP Noticias, la principal cadena radial de noticias del Perú, donde me mantengo hasta la actualidad.


¿Logré el éxito en el periodismo?. El diccionario define la palabra como el "resultado feliz de un negocio o actuación", aunque en mi profesión está más ligado a la fama y el reconocimiento público. En mi caso, más que exitoso me puedo considerar cumplidor, aunque suene que me faltan pretensiones.


Lo que sí puedo afirmar con certeza es que he sido afortunado, ya que gracias a la elección de la carrera de periodista, he logrado conocer a muy buenos amigos y amigas; primero en la Universidad, donde compartí anhelos y frustraciones con Narda Salcedo, René Arroyo, Miluska Pedroza, Miguel Gutiérrez, Jorge Moreno (con quien trabajo en la Universida de San Martín de Porres), James Matos, Iván Salinas, Ricardo Campos, Soledad Robles, Edgar Zegarra, Guillermo Vera, Brisaida Vásquez, Luz Marina Orellana, Arturo Navarro, Maritza Asencios y otros entonces adolescentes. Con ellos aprendí lo que era la amistad.


También en El Peruano, conocí a buenos compañeros, como Olga Chipoco, Edda Toscano, Maritza Cadenas y Carlos Aponte.


En Antena 1, encontré a un Gran Grupo, un selecto núcleo que me acogió y me brindó su amistad, como José Hernández, Cecilia Pacheco, Juan López, Ricardo Alva, Fanny Curay y Lizardo Cauzo, con quienes viví y aún vivo jornadas verdaderamente placenteras.


¿Qué es lo más valioso que rescato en los 14 años de periodista?. La respuesta está en los párrafos precedentes: la amistad, saber que no estoy solo, que a mi lado hay buenos amigos y amigas, sinceras y maravillosas personas de las cuales aprendo día a día. A ellas mi eterna gratitud.

La OIT confirma precariedad del trabajo periodístico

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) ha confirmado lo que ya se sabe en el Perú: las condiciones laborales del periodista son precarias y la situación se agrava con aparición de las tecnologías de la información y los nuevos medios multimedia.

"Habrá cada vez más trabajos inestables, provisionales, sin los mínimos beneficios de seguridad social" dice la OIT en un informe titulado "El futuro del trabajo y de la calidad en la sociedad de la información: el sector de los medios de comunicación, la cultura y las industrias gráficas".

El texto destaca que la incorporación de las nuevas tecnologías a este sector tiende a crear empleos más que a eliminarlos. Pero, al mismo tiempo, hace notar que la explosión de nuevos medios y del uso de tecnologías multimedia provoca una creciente preocupación por la calidad en las condiciones de empleo de los medios de comunicación.

La publicación del texto coincide con la reunión que representantes de Gobiernos, empresarios y trabajadores de unos 50 países celebran esta semana en Ginebra, convocados por la OIT, con el fin de analizar la situación actual y el futuro de estos sectores.

De acuerdo con los datos citados, en EEUU se prevé un aumento del 16% en los empleos disponibles para redactores y editores entre 2002 y 2012; del 6,2% para analistas de noticias, reporteros y corresponsales; del 13,6% para fotógrafos y del 21,9% para diseñadores gráficos.

A pesar de este crecimiento en la oferta de trabajo, la OIT pone sobre la mesa una serie de dudas relacionadas con la calidad del mismo. "Nos hace preguntarnos si se cumplen algunas recomendaciones básicas de la OIT relacionadas con los principios y derechos fundamentales en el trabajo y la protección social".

Así, se aborda en el informe el impacto de los avances tecnológicos sobre la salud y la seguridad en los periodistas, debido a los plazos más exigentes y a las presiones para producir información actualizada. Esto implica, según la OIT, nuevos modelos de trabajo con horarios no regulares, jornadas de más de ocho horas, falta de horarios fijos para comidas, contratos intermitentes y precarios, etc.

La OIT hace además referencia a los periodistas que deben enviar informaciones desde frentes de conflicto, alertando de que corren el peligro de resultar heridos, privados de libertad e incluso asesinados.

"Más de 1.000 periodistas y empleados de los medios de comunicación han muerto en cumplimiento de su deber la última década", recuerdan.

Informe completo de la OIT
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

IPYS se pronuncia sobre actual enfrentamiento de la prensa

Las acusaciones mutuas entre periodistas, motivaron al Instituto Prensa y Sociedad (IPYS) a emitir un pronunciamiento que señala algunas responsabilidades actuales de la prensa.

El IPYS criticó que el gobierno de Alejandro Toledo no haya llevado adelante un política anticorrupción eficaz. Apuntó que graves denuncias afectan los distintos niveles del Gobierno. Por eso, el IPYS consideró que era necesaria la investigación periodística.

El IPYS hizo un llamado a la prensa para que brinde evidencias de una búsqueda periodística honesta e imparcial. También exigió indagar incesantemente entre diversas fuentes y no ocultar, bajo ninguna razón, información de interés público.

Además hizo una invocación a los medios a rectificarse cuando brinde información errada.

Sobre la denuncia de la presunta falsificación de firmas de Perú Posible, IPYS considera que debe seguir siendo investigado por la prensa. "Crecen evidencias de que el Gobierno no desea una investigación parcial", comenta la institución.

El IPYS reconoce los mecanismos de autorregulación como el Tribunal de Ética del Consejo de la Prensa Peruana (CPP), aunque anota que sus principios no pueden ser impuestos a los medios ajenos al fuero del Tribunal.

El afán autodestructor de periodismo peruano

El impase que involucró al programa dominical "Cuarto Poder", de América Televisión, y el presidente Alejandro Toledo, pone en evidencia la feroz competencia que existe entre los diferentes programas periodísticos, que no dejan de aprovechar cualquier oportunidad para atacar al otro.

Más allá del debate sobre la solidez o no de la denuncia del programa "Cuarto Poder", al acusar al presidente de una falsificación de firmas por utilizar la palabra "transcripción" en una reunión grabada, los diferentes medios han utilizado el suceso para volver a atacarse mutuamente.

Así, el programa "En la boca del lobo", de César Hildebrandt -considerado el periodista más influyente según la encuesta Apoyo- enfilò sus baterías contra "Cuarto Poder" y contra el programa "La Ventana Indiscreta" -de Cecilia Valenzuela- por apoyar al espacio de América Televisión.

A lo largo del transcurso de la semana, Hildebrandt atacó principalmente a Cecilia Valenzuela por negarse a acatar las resoluciones del Tribunal de Honor del Consejo de la Prensa Peruana, institución creada por algunos medios impresos de comunicación.

Lo que debe sorprender a más de uno es que Hildebrandt ataca a Valenzuela y ella responde con la misma dureza a pesar de que ambos tienen sus espacios periodísticos en el mismo canal, Frecuencia Latina, de propiedad de Baruch Ivcher.

Caretas, el semanario más antiguo del Perú, también atacó a la Ventana Indiscreta, espacio con el cual tiene un antiguo diferendo por un informe que hizo la revista contra el programa y que luego se comprobó que estaba lleno de falsedades.

Por supuesto, Cecilia Valenzuela no se quedó callada y expuso sus argumentos, mostrándose como la única periodista independiente y ética, cuando lo cierto es que también ha cometido errores y siempre se ha negado a rectificar.

De otro lado, también Caretas utiliza sus páginas para criticar a los diarios Peru 21 y Correo, a los que acusa de publicar reportajes contra el gobierno sin el debido sustento. Los directores de ambos diarios responden señalando que la revista se queja porque ha dejado de ser el medio referente en la prensa peruana.

Si bien Caretas no deja de tener razón en algunas de sus críticas, este semanario ha caído en errores graves, como el informe contra "La ventana indiscreta" y la denuncia contra la entrenadora de aeróbicos Charo Barragán al vincularla con una red de prostitución de modelos que servía a Vladimiro Montesinos.

A otros gremios, como el policial, militar y médico, así como a los parlamentarios, se les ha acusado de tener un "espíritu de cuerpo" equivocado en el que se ocultan y defiende los errores que cometen algunos de los integrantes de su respectivo grupo. El periodismo peruano, en cambio, está en el otro extremo, esperando cualquier error del colega para atacar sin reflexión.

¿Por qué el periodismo peruano tiene un afán autodestructor?. Una respuesta puede ser la competencia feroz por ganar una cuota del mercado peruano, saturado por un exceso de oferta. También está el juego el ego de cada periodista que se considera infalible y a los otros equivocados.

Otras preguntas que quedan por responder son: ¿al ciudadano peruano le interesa los líos entre los periodistas?, ¿no hay temas más importantes que difundir?. No hay encuesta que ofrezca las respuestas.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres